¡FELIZ AÑO 2014!

State_04[1]

Mirar el río hecho de tiempo y agua
y recordar que el tiempo es otro río,
saber que nos perdemos como el río
y que los rostros pasan como el agua.

Jorge Luis Borges, Arte Poética (fragmento)

¡FELIZ AÑO 2014! ¡A CONTINUAR EL VIAJE! ¡A TODOS MIS AMIGOS LES DESEO LO MEJOR, MUY BUENA SALUD, AMORES INCREIBLEMENTE FIELES Y MUCHA BUENA LITERATURA! Y LES PIDO DISCULPAS POR EL SILENCIO. SEPARARME DE LAS REDES SOCIALES TIENE UN OBJETIVO: ME HABÍA PROMETIDO TERMINAR MI SEGUNDO LIBRO ANTES DEL 31 DE DICIEMBRE Y ASÍ LO HICE, AHORA SOLO ME QUEDAN LOS RETOQUES… UN ABRAZO INMENSO PARA TODOS.

Ariel B. Acosta

La novela de cualquiera de los cubanos

© Joan Mercadal - Menorcafoto.com

© Joan Mercadal – Menorcafoto.com

Ya me leí tu novela. Más que tuya es la novela de cualquiera de los cubanos que fuimos jóvenes mientras hacíamos trabajo voluntario, guardias, éramos aseres en grupos y ahora andamos dispersos por el mundo como El Jabao, por esta parte del mundo o el Chori, mojado, recordando aquellos otros amigos que como Ángel terminaron sus días en el sidatorio, esos amigos existieron, no es ficción, u otro que las ruedas traseras de la guagua le aplastaron su cabeza, una hermosísima cabeza con ojos azules, donde escasea de todo, hasta los ojos azules, por ir colgado en una guagua por fuera para llegar al trabajo. Quién niega que una novela no pueda ser libro de relatos y al mismo tiempo un gran poema de una generación perdida, porque dejamos de vivir tantas cosas, mientras nos conformamos con lo que teníamos. Tu libro es todo eso, con un lenguaje muy adolescente, te va comiendo el alma entre tantas historias y tantos amigos que nos hace recordar. Felicidades, hermano.

Sobre “La balada de los suicidas”

Juan Calero

Otra manera de leer el corazón de una muchacha

coverture[1]

Sobre el poemario “Sustos de Muchacha”
de Margarita García Alonso.

Sería mucho más rico que todas las ciencias descubiertas fueran tan exactas como la Poesía. Que en vez de hablar de los héroes diciendo: “gran estratega de formación” u “hombre de valor y sin tacha”, se refirieran a ellos como “animal de muerte y de luz” o “ángel del alba de acero”. Por ejemplo.
Lo demostró Homero, con aquellos epítetos de Héctor, domador de caballos y Aquiles, el de los pies ligeros. No por gusto se afirma que la reconstrucción más fidedigna de la batalla de Waterloo está ofrecida por Víctor Hugo, en Los Miserables.
Ahora estamos delante de la historia de un éxodo, contada desde adentro y por tanto puede ofrecernos una versión más interesante de la vida. Se trata de un viaje, de un descubrimiento, de un testimonio lúcido, de la expansión y de ciertos dolores experimentados por una muchacha que está viviendo mientras observa su propio corazón. Tan interesada por lo que acontece a su alrededor en el mundo material, como en interpretar los designios de su alma.
Una voz cándida por su pasión y firme en su creatividad. Los sustos de esta muchacha narran, con precisión abrumadora, la gran historia del crecimiento humano.
“Nadie le mira pero ella tiene las llaves
y una soledad y un hambre de amor que espantan.”
Desde su clausura acompañada por fantasmas creativos: Quevedo, Machado, Vallejo, Mozart, Chagall, Van Gogh y Miguel Ángel, pero también Eliseo, Neruda, entre otros; la poetisa organiza sus ejércitos, libra sus combates:
“Permiso para espantar el desamor
que diluvia sobre la ciudad.”
Y su crónica poética es la de todos. ¿Quién no ha sentido, al menos una vez, susto por la terrible circunstancia de estar vivo?
“Estas muchachas del mundo se parecen.”
Pues sería mucho más rico si entendiéramos la realidad desde los versos, que nuestros héroes no mataran sino con el canto. Las guerras quizás parecerían humanas, porque el daño de la palabra puede repararse casi siempre más fácilmente que el daño de la espada.
“Una muchacha profundamente vieja
golpea los muebles
ante el recién graduado
que estremece milenios y no entiende,
no sabe que mueren cientos a diario
de hambre o de amor
y no entiende.
Una muchacha profundamente vieja
no se puede extirpar en las esquinas
donde desangra, de vez en cuando,
y renace las más.”
Con esto me despido y los convido a desnudar Los Sustos de Margarita García Alonso, domadora de palabras, vástago de la lírica y persona increíble.
Ariel B. Acosta
Bruselas, Septiembre, 2013

Presentación de “La balada de los suicidas”

7078_476756325744776_1992382177_n[1]

7502_507729939299790_352081761_n[1]

600291_142404535953683_1972362667_n[1]

935779_4967432990779_2002051388_n[1]

954834_4968591019729_905978599_n[1]

970732_476756362411439_1307570642_n[2]

988628_476756175744791_1454261013_n[1]

1000793_476756402411435_1012151240_n[1]

DSC00311

DSC00319

DSC00321

DSC00322

DSC00324

DSC00327

DSC00328

DSC00329

DSC00332

La balada de los suicidas en Barcelona

Ariel B.Acosta estará unos días en Barcelona para presentar su libro “La Balada de los suicidas”. Una oportunidad excepcional para conocer de cerca al autor de los personajes que nos han hecho vibrar a través de sus historias…
292396_10201017338216685_1235115640_n[1]942643_10201017759947228_551692407_n[2]

La balada de los suicidas

bs
Hace unos meses llego a mis manos un pdf de una novela.Lo copie en mi ebook y en un viaje entre Oporto y Lisboa me la leí de un tirón.La primera impresión fue de que se me había quedado corta y sentía el deseo de volver a leerla,así que hice una segunda lectura y me di cuenta de que tenía ante mi una novela magníficamente hilvanada,con una historia que atrapa y muestra un momento particular de un …grupo de jóvenes que bajo su prisma nos guían y sumergen en una realidad casi atroz. Era una novela que merecía que viera la luz y que fueran muchas las personas que se deleitaran con esta narración,así que contacté con mi querida Marlene Moleon,una importante editora y le pasé el texto para que valorara la opción de publicarlo en Eriginal Books,su editorial. Marlene fue rápida y pudo comprobar que yo no andaba errada cuando le dije que estaba ante una historia fascinante contada con gran maestría por Ariel B. Acosta.Desde entonces, todos nos pusimos manos a la obra para que La Balada de los suicidas viese la luz, Sergio Lastres,nos cedió una de sus obras para la portada, Marlene estuvo guiando todos nuestros pasos,Ariel me encargó el prologo que hice con todo el cariño del mundo y hoy por fin,La Balada de los suicidas muestra su portada definitiva.Hoy os la presento con una alegría inmensa al ver que todos hemos cohesionado nuestro esfuerzo para dar luz a un libro fascinante que estará a la venta en 48h!!!! Disfrutar de esta primicia tan especial para nosotros y compartir en vuestros muros si queréis esta portada tan bella!!!!!!!!!! Entre todos hemos de darle aire a La Balada de los suicidas.
Montse Ordoñez
suicidas backcover
Querid@s lectores/as:   Ayer recibí la agradable sorpresa de un envío adelantado de Amazon, y más sorpresa aún ha sido -tras su lectura- comprobar que se trata de un joven fenómeno de las Letras cubanas. Qué decirles que no suene a tópico, me ha atrapado desde las primeras páginas, lo he leído de un tirón y lo he disfrutado línea a línea.
Ya puedo adelantarles -con toda seguridad- que este será uno de los mejores libros que habré leído este año.
Sabía yo que al ser una recomendación de Montse Ordoñez iba a ser un acierto pleno. Les dejo por tanto con las autorizadas palabras de esta brillante promotora de la cultura cubana. Y hoy les recomiendo, con más entusiasmo que nunca: ¡¡Pasen y lean!!
Barbarito Lector Cubano http://labibliotecacubanadebarbarito.blogspot.be/2013/04/la-balada-de-los-suicidas.html[Extracto del prólogo del libro]

“Esta es una oda a los supervivientes de esa generación, esos que tuvieron que inventar refugios emocionales para no enloquecer, esos que tuvieron que detener el tiempo para no quemarlo, esos que tuvieron que vender su dignidad por algo que llevarse a la boca, esos que se jugaron la vida día tras día, esos que consiguieron sobrevivir a uno de los periodos más vergonzosos de la historia de la Isla.

Es importante que cuando comencéis la lectura abráis bien los poros y la mente y os dejéis llevar por esta brisa de tinte autobiográfico. Estamos delante de uno de los talentos más prometedores y despiertos dentro del panorama literario cubano contemporáneo.
Ariel B. Acosta, pertenece a esa generación del Olvido, esa que es invisible a los ojos de la Isla, esa que entre gritos intenta colarse ante los ojos de los lectores curiosos y comprometidos con el talento. Esa Generación que merece mucha luz y mucho aché”.
¡Gracias por tu grito Ariel!

 

 

COMO ADQUIRIRLO:

http://www.amazon.es/balada-los-suicidas-Ariel-Acosta/dp/1613700180/ref=sr_1_1?ie=UTF8&qid=1366280818&sr=8-1&keywords=la+balada+de+los+suicidas

http://www.amazon.com/balada-los-suicidas-Spanish-Edition/dp/1613700180/ref=sr_1_1?ie=UTF8&qid=1366280935&sr=8-1&keywords=la+balada+de+los+suicidas

http://www.amazon.fr/balada-los-suicidas-Ariel-Acosta/dp/1613700180/ref=sr_1_1?ie=UTF8&qid=1366280969&sr=8-1&keywords=la+balada+de+los+suicidas

Cuban Rhapsody in Barcelona

Cuban Rapsody in Barcelona

 

 

 

 

 

 

 

El escritor de lo triste

Soy un escritor de lo triste

En mis mejores poemas ronda la muerte

Mis títulos preferidos son:

La despedida

El corazón mutilado

Lo irremediable

La puñalada del destino

Pero qué puedo yo

si mi canto se encapricha en cantar la belleza

de las cosas tristes

Si el dolor me excita

como el reencuentro con un viejo amigo

Si la vida me hizo poeta de llanto literario

Yo solo estoy devolviendo

–como un espejo– lo vivido:

La despedida

El corazón mutilado

Lo irremediable

La puñalada del destino

que me hizo escritor de lo triste

307546_500399203315300_1852746227_n[1]

imagen de Ilona Pulkstene

Encuentro

Por qué no decir que su corazón
Era de piedra
Una hermosa tallada en forma de amapola
Que movía los sentimientos por todo su cuerpo
Como lo hubiese hecho en su lugar
Uno de carne
Mujer de pecho impenetrable y hosco
Qué guante de estaño se hundió en tu seno
Cuál cólera el destino vertió sobre tus alas
Por qué tus ojos tan desecados
Tu mano tan firme
Como de quien ha caminado las penas
De un largo sendero misterioso
Prohibido a los otros mortales

Por qué no decir que sus ojos
Me ponían a llorar si me miraban

Los Grandes Maestros y otros

LOS GRANDES MAESTROS no se hubieran preocupado por tus ojos, llorando frívolos en una despedida. Los grandes trascienden lo que tocan y no han tocado tus ojos como yo, a través de tus ojos más antiguos, donde no te pertenecen, llenos del mar gota a gota. Ignoran ellos ese salado paisaje que conmueve a un estudiante. Sus maestrías danzan para colarse en la mesa de los que aún están muertos, y perdurar en los cafés últimos del big bang. Yo prefiero la gratitud de tu visión y algún aplausillo contemporáneo. Después de todo, si no fuera por los grandes maestros, qué novedad serían tus ojos, llorando frívolos en una despedida.

OFICIO
El pararrayos conduce a los aleros, los aleros conducen a la ventana, la ventana rota al baño clausurado, que tiene una Abertura en el techo que conduce a las estrellas. Agilidad es su nombre. Se peina los bigotes y disfruta de la noche un instante, para apagar la radio de la vida, el programa de la selección natural, la competencia.
Padre, me miro en el espejo y solo me veo a mí mismo.
No quiero ser un Quijote arremetiendo contra los ventiladores de techo.
El pelo se me cae desde que pesqué el virus de la profundidad.
No sé si existe Dios.
La maldita circunstancia del agua dentro del útero.
Con el alba espero a mi última mujer, que me devuelve, madre, a la condición del
sueño.
Es tarde, ya nada turba el pesado silencio de la noche. La abertura en el suelo conduce al baño clausurado que tiene una ventana rota, la ventana rota conduce a los aleros, los aleros al pararrayos, el pararrayos que conduce a lo desconocido.

CIRCO
Hay jinetes en el comedor y los pasillos. Me niego a mecanizarme y el domador deglute mi número. Mi marca de res para que asista a la conferencia sobre no sacar alimentos, no hablar alto, no extenuar teléfonos… no copular con la porfía de las sombras.
Nutritivo, el árbol del bien y el mal.